martes, 27 de diciembre de 2011

Sopa de setas de chopo

Sopa de setas de chopo.

Comentario previo:

En la receta de ayer, los garbanzos con setas de chopo, dejé en reserva los tallos de las setas para hacer otra preparación. Pues aquí esta el resultado de lo que vine a hacer: una sopa de setas de chopo. Y digo sopa porque no llega a quedar con la consistencia de una crema, aunque bien podría llamarse "crema ligera", ya que es una sopa un poco espesa.
Sea de una manera u otra, lo importante es que yo sigo en mi cruzada para la conversión al "sopismo" y parece que la cosa va por buen camino. Como neoconverso que soy, trato de enmascarar un poco la sopa con unos tropezones contundentes. En este caso han sido de pan tostado, tomate seco hidratado, queso parmesano rallado y semillas. Pero seguro que para los más convencidos sopistas la preparación sin estos aditamentos está riquísima.

Ingredientes (para 2 raciones):

  • 250 g. de setas de chopo (los tallos que quedaron de otra preparación).
  • 1 diente de ajo.
  • 2 c/s (cucharas soperas) de AOVE (aceite de oliva virgen extra).
  • 1 c/c (cucharita de café) de pimentón dulce de Murcia.
  • 1 yogur griego (125 g.)
  • 500 ml. de agua filtrada.
  • Nuez moscada.
Para los tropezones:
  • 2 rodajas de pan del día anterior.
  • 2 tomates secos rehidratados.
  • Queso parmesano rallado.
  • Semillas (amapola, sésamo, lino y girasol).

Pasos:

  1. Poner en un cazo caliente el AOVE y sofreír, a fuego suave (6 sobre 10), los tallos de setas de chopo limpios con el diente de ajo picado.
  2. Cuando veamos que blandean las setas, añadir una cucharadita de pimentón y revolver, para que no se queme. 
  3. Añadir inmediatamente el yogur y el agua. y dejar cocer, a fuego suave, durante unos 10 minutos.
  4. Apartar del fuego y triturar. Pasar por un colador, para quitar las posible fibrillas que pudieran quedar, y volver a calentar, un par de minutos, añadiendo nuez moscada recién rallada.
  5. Mientras tanto: tostar el pan y cortarlo en daditos; picar los tomates secos, que habremos rehidratado durante media hora en agua caliente; rallar queso parmesano y, junto con algunas semillas (en este caso fue una mezcla de amapola, sésamo, lino y girasol), poner los sobre la sopa a la hora de servirla.

4 comentarios :

  1. Mira tengo en el congelador, restos con lo cual voy a hacer esta sopa.

    Feliz Navidad

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Adita.
    Bueno, poco a poco me estoy pasando al lado sopero, pero sigo con unos tropezones contundentes que me hagan más liviano el paso..
    Bs.
    Carlos, de Vegetal... y tal.
    http://vegetalytal.blogspot.com

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Sipos.
    Me alegra haberte sido útil para aprovechar esos restos que tienes en el congelador. A ver si nos cuentas como te sale la sopa.
    Bs.
    Carlos, de Vegetal... y tal.
    http://vegetalytal.blogspot.com

    ResponderEliminar

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 2.5 España .